5 Motivos por los que dar y recibir feedback es importante.



“La retroalimentación es el desayuno de los campeones”.

Ken Blanchard.

“Todos necesitamos personas que nos den su opinión. Así es como mejoramos”.

Bill Gates.



¿Qué es el feedback?


La palabra feedback proviene del inglés: to feed, significa ‘alimentar’, y back, que en español significa ‘atrás’ o ‘retorno’.

Por lo que su traducción más literal es ¨retroalimentación


Aunque es algo que debería estar presente en cualquier ámbito de la vida, porque nos ayuda a mejorar y a crecer, en esta ocasión nos centraremos en su aplicación en las empresas, donde el feedback o retroalimentación se usa como una herramienta indispensable, y continua, de aprendizaje conjunto y comunicación interpersonal.


A través del feedback las partes involucradas pueden compartir sus impresiones sobre resultados (logros, aciertos, errores, puntos ciegos), cómo se consiguieron esos resultados (estrategias usadas) o las personas en sí (comportamientos, compromiso, desarrollo profesional) con el fin de identificar, evaluar y revelar las fortalezas y puntos de mejora, tanto a nivel individual como del equipo.



5 motivos por los que es importante dar y recibir feedback:

  1. Brinda sentido de propósito y pertenencia – Contribuye a alinear la organización al promover una comunicación constante y fluida entre los líderes y el equipo, que trabajan para alcanzar los mismos objetivos y metas.

  2. Mejora el desempeño – Sirve para detectar a tiempo problemas, limitaciones y puntos de insatisfacción, y proponer medidas de mejora orientadas en beneficio del empleado (que adquiere o corrige habilidades y comportamientos) y la empresa (que obtiene mejores resultados en sus objetivos). Aporta objetividad.

  3. Fortalece la motivación del equipo al reconocer el esfuerzo y el compromiso que se ha puesto en un proyecto, y el valor que cada persona aporta con su trabajo.

  4. Contribuye a mantener buenas relaciones y resolver conflictos - Las personas que componen el equipo sienten, al formar parte de diálogos abiertos y en confianza, que se preocupan por ellos, y por su aprendizaje y mejora continua.

  5. Ayuda a canalizar de forma correcta las expectativas de los líderes, colaboradores y de la empresa como tal, que se sentirán partícipes de la marca, sabiendo que su opinión será escuchada y tenida en cuenta.


La dificultad del feedback radica en la forma de darlo y recibirlo, ya que en muchas ocasiones estas conversaciones se asocian con críticas o ataques poco constructivos, y generan rechazo o incomodidad tanto en quién da su opinión, como en quién la recibe.

Por este motivo, y con demasiada frecuencia, existe una tendencia a escapar del feedback. Una especie de negacionismo con el que nos protegemos de la realidad para no enterarnos de aquello que creemos que no nos va a gustar oír.


Sin embargo, hay multitud de estudios que demuestran que, si encontramos el equilibrio adecuado entre la cantidad de comentarios positivos y los constructivos, estaremos favoreciendo un mayor rendimiento de nuestros equipos y negocios.



En próximos artículos, compartiremos algunas ideas para dar y recibir un buen feedback.

¡No te las pierdas!

52 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo